Christian Colmenero. Dirigir la luz

fotografia laura reyero

Dice que no le gusta bailar… Será con los pies, porque a la luz la dirige como quiere. Christian Colmenero es el director de Fotografía que cualquier medio o empresa querría tener en su equipo. Amante de los flashes compactos, asegura que es capaz de iluminar cualquier escena con ellos, y no es casual que en la escuela imparta Iluminación en distintos cursos (además del Taller de Iluminación con flash de mano*).
Responsable de Fotografía de la revista Car&Driver, es habitual ver su nombre en las grandes producciones fotográficas de marcas como Ferrari, Mazda, Renault o Peugeot. 2013 fue un gran año para él, ya que fue reconocido con el Premio Pixel como Mejor Fotógrafo del año por Hearst Magazines España. A ver qué le depara este 2014…

Lo primero es lo primero: Enhorabuena por el Premio Pixel…
Muchas gracias. Para mí fue importante que la gente con la que trabajas te reconozca como un buen profesional. Ha sido un buen año.

¿Te lo esperabas?
¡Para nada! Fue una sorpresa. Para que te hagas una idea de lo poco que me lo esperaba, si no me llegan a avisar la tarde anterior de que fuese a la entrega de Premios porque estaba nominado, ni voy. La editorial es muy grande (la mayor del mundo), y con muy buenos profesionales. Fue todo un honor imposible de conseguir si no fuera por la gente que me “sufre” en las producciones.

Profesionalmente es imposible desvincularte del mundo del motor… ¿Qué es lo que te apasiona de tu trabajo?
Aunque la fotografía del mundo del motor no es lo único que hago y sólo ocupa una parte de mi trabajo, sí es cierto que es a la que más años de profesión llevo dedicado, más de 14.
Lo que me gusta de esta faceta de mi trabajo es lo completo que te obliga a ser, profesionalmente hablando. En este sector para poder trabajar a cierto nivel, y sobre todo mantenerte ahí, tienes que desenvolverte con soltura en ámbitos tan distintos de la Fotografía como la deportiva, el estudio, dominar la iluminación en cualquier situación que se te pueda presentar… has de tener siempre recursos para solucionar con la mayor calidad posible cualquier producción, ya te llueva, te nieve, haga 40° o -30°. El cliente quiere sus fotografías y nunca hay excusa para ofrecérselas por debajo del nivel de calidad que se espera de ti. Eso es lo que me gusta de este trabajo: es muy exigente.

cristian colmenares

Te confiesas un enamorado de los flashes de mano, ¿de verdad se puede llevar a cabo una producción al nivel que tú las realizas tan solo valiéndonos de ellos?
(Risas) Esa es la gran pregunta que todos hacen, y la respuesta es fácil: un SÍ rotundo. Yo solo ilumino con flashes compactos. Tiendo a hacerlo todo con ellos, salvo si me meto en un estudio, claro, pero aun ahí muchas veces los termino usando como recurso. Me siento muy cómodo iluminando con ellos.

Hemos viajado a Estambul, Canarias, Lisboa, Colonia, Túnez… a través de las texturas de tus fotografías. ¿Es eso lo que queda tras un viaje (un color, una luz, una textura…)?
He tenido la suerte de viajar mucho por mi trabajo y al final lo que me gusta recordar cuando veo las fotos de vuelta en casa es la luz que había.

cristian colmenares

Desde luego, tus fotografías son, por encima de todo, luz. ¿Natural o artificial?
Si puedo elegir, artificial o, por lo menos, natural moldeada a mi gusto. Siempre tiendo a añadir algún elemento que añada luz o modifique la que hay. Me gusta manejarla a mi antojo.

cristian colmenaresEn TOO MANY FLASH enseñas iluminación, la asignatura básica del fotógrafo y la más complicada… ¿Qué es lo primero que les dices a los alumnos? ¿Por dónde se empieza a entender la luz?
Lo que no paro de repetirles es que no existe un esquema de iluminación tipo para iluminar algo, que no existe un tipo de luz o una técnica específica para iluminar algo concreto. Yo no enseño a iluminar nada en particular, no enseño “iluminación de moda”, “iluminación de retrato” o “iluminación de producto”. Eso no existe. Solo existe Iluminación. Desde mi modo de entender la didáctica de la iluminación es un tremendo error asociar un tipo de luz a una temática determinada. Eso lo que hace es limitar la creatividad y tus recursos fotográficos.
Lo que pretendo es mostrarles qué hay para iluminar, todos los medios y recursos que disponen para ello. Intento que cuando tengan que plantearse el día de mañana un esquema lumínico para una producción profesional tengan en cuenta todo eso y no solo les venga a la cabeza un tipo de luz porque es la que toca para ese trabajo. Es como el tema de los flashes de mano, el hecho de que no sea normal usarlos para iluminar coches a alto nivel no quiere decir que no se pueda. Producen luz, y solo es cuestión de saber usarla para ese fin.

Y, por último, un consejo a todos los que están empezando…
Trabajo, trabajo y más trabajo. No hay otro secreto. Ojalá lo hubiera…

5 flashes y acabo…

Una canción… En los brazos de la fiebre (Héroes del Silencio).
Una “frikada”…  El color. Como te despistes, te calibro el monitor (risas).
Un olor… El del café recién tostado.
Una app del móvil… Cada vez le tengo más manía al móvil. Me gustaría no tener que estar tan pendiente de él.
¿Café o té? Ambos, depende del momento del día.

* El próximo Taller de Iluminación con flash de mano tiene lugar el 26 de abril. >> Más info.
** Puedes ver más fotografías de Christian Colmenero en su web: www.christiancolmenero.com

Too Many Flash

TOO MANY FLASH es referente en el sector por su metodología práctica, dinámica y funcional. Su completo plan de estudios es totalmente flexible y está adaptado mercado laboral actual con una marcada visión internacional y orientación profesional. 

Curso de Iniciación a la Fotografía

Sin necesidad de conocimientos previos.

Máster en Fotografía y Vídeo de bodas

Requiere de prueba de acceso.

Scroll al inicio